domingo, 17 de mayo de 2009

EOLO, dios del Viento.

EOLO


Habitaba en la región central de la Eolida, región de desvío entre el Mar Negro y el Mar Egeo,donde gobernaba los Vientos con absoluto dominio, pues las divinidades le habían concedido la facultad de excitarlos, o apaciguarlos a su voluntad.

Considerado como dios, y como rey o señor de los Vientos, se le representa empuñando un cetro, símbolo de su autoridad, y a su lado se agitan los Vientos, inquietos y turbulentos estremeciéndose u oscilando.

El dios Eolo aparece por mi primera vez en la Odisea de Homero cuando Ulises, en el curso de sus viajes, abordó la isla de Eolia en la que Eolo le recibió cordialmente, entregándole a su partida un odre de piel de carnero cerrado con una argolla de plata en el que estaban encerrados todos los vientos menos uno, el que debía empujar a su nave para que pudiese llegar a Ítaca. Pero durante el viaje de vuelta, a los diez días de la partida y mientras Ulises dormía, sus compañeros, creyendo que el odre contenía algo valioso, lo abrieron imprudentemente. Los vientos escaparon entonces con tal violencia, que desencadenaron una tempestad empujando la nave hasta la costa de Eolia. Pero esta vez, Eolo, creyendo que la imprudencia de los tripulantes había sido una traición, entró en cólera contra Ulises y sus compañeros, y les expulsó de la isla, devolviéndolos errantes al mar.

Esto lo podemos ver representado en la película de 1997 La Odisea (The Odyssey) en la que Eolo es representado por el actor Michael J. Pollard.


Se conoces tres personajes con el nombre de Eolo:

Eolo, hijo de Helén y la náyade Orsís, rey de la Eólida y fundador de la estirpe eólica en la nación helénica. Tuve una hija ilegítima, Arne, que sería madre del segundo Eolo, a través de Poseidón.
Y el tercer Eolo, señor de los Vientos, hijo de Hípotes, quien podría ser hijo de Mimas, uno de los hijos del primer Eolo.

Cada uno de los Vientos con los que es representado Eolo es un dios. Estos son los vientos principales y los menores.

Vientos Principales (Anemoi):

- Viento del Norte: Bóreas (Aquilón en la mitología romana). Trae el invierno.
- Viento del Sur: Noto (Austro en la mitología romano). Trae las tormentas finales de verano y otoño
- Viento del Este: Euro (Vulturno en la mitología romana). Trae calor y lluvia
- Viento del Oeste: Céfiro (Favonio en la mitología romano). Es mensajero de la primavera.

Vientos Menores (Anemoi Thuellai o ‘vientos de tempestad’) :

- Viento del Noreste: Cecias (Caecius en la mitología romana). Arrojar el granizo.
- Viento del Sureste: Apeliotes (Argestes en la mitología romana). Sopla el viento que hace madurar las frutas y el trigo
- Viento del Noroeste: Coro (Caurus o Corus en la mitología romana). Provoca el inicio del invierno.
- Viento del Suroeste: Libis (Afer Ventus o Africus en la mitología romana). Su función no está muy definida.

Dioses del viento en otras mitologías:

- Mitología azteca: Quetzalcóalt, dios del viento o su personificación Ehécatl.
- Mitología hinduista: Vayu, que significa en sánscrito "el que sopla".
- Mitología japonesa: Fujin, dios del viento y uno de los más antiguos de la creación.
- Mitología nórdica: Njord, dios del mar y de los vientos y principal de los Vanir (dioses de la fertilidad, el mar y la prosperidad).
- Mitología celta (druida): Ketk, se le representa soplando para destrozar las ramas de los árboles.

Un referente importante de Eolo es la energía eólica la energía obtenida del viento (energía cinética) generada por las corrientes de aire, y que es transformada en otras formas útiles para las actividades humanas. Esta energía ha sido aprovechada desde la antigüedad para mover los barcos impulsados por velas o hacer funcionar la maquinaria de molinos al mover sus aspas. En la actualidad, la energía eólica es utilizada principalmente para producir energía eléctrica mediante aerogeneradores y además es un recurso abundante, renovable y limpio aunque el principal inconveniente es su intermintencia.

Parque eólico.



Molinos de Campo de Criptana en la Mancha, famosos desde la publicación de El Quijote.



En Almería encontramos Eolo Wind, tienda de material para windsurf, piragüismo y kitesurf.

Y también Eolo, tienda online de Sanxenxo (Pontevedra) de ropa náutica y alquiler de embarcaciones. En el logo vemos la imagen del dios del viento griego soplando.


O, Eolo Sport, donde podemos hallar productos como aviones, lanzaderas con pistola, pilotos planeadores, pájaros voladores, frisbees, boomerangs... entre otros.

En Londres en el Woodland Garden en la zona de Kew Gardens contramos "The temple of Aeolus" (El templo de Eolo) construido entre 1760 y 1763 y recostruido en 1845.



Aquí en España, concretamente en Madrid, tenemos en los jardines del Real Sitio de La Granja de San Ildefonso fuentes dedicadas a la mitología griega y romana, entre las que encontramos la fuente de Eolo o Los Vientos en la que el dios aparece coronado y sentado sobre un peñasco, llevando en su mano derecha el cetro y en la izquierda un odre del que salen las cabezas de los niños que representan los vientos.



En la pintura podemos encontrar al dios del viento Eolo en una pintura al óleo y témpera sobre lienzo de Piero di Cosimo, un pintor renacentista italino. En esta obra llamada Vulcano y Eolo (Vulcan and Aeolus), el dios del viento aparece representado en la esquina inferior izquierda sujetando dos odres.





Hallamos al dios Eolo en la serie Saint Seiya (Caballeros del Zodiaco) y a lo vientos:

EOLO



NOTO Y EURO



BÓREAS Y CÉFIRO



Una empresa de cerámica llamada "Eolo cerámica" en cuyo logo aparece Eolo soplando.




Por último, hay un espectáculo de danza-teatro llamado Eolo y los anemometros (instrumentos para medir la velocidad o la fuerza del viento) dirigido al público infantil que combina y experimenta con diversos lenguajes escénicos como la danza contemporánea, la música, textos poéticos…Según los creadores:
"Este espectáculo surgió de la idea de crear un montaje teatral en el que el viento fuera responsable del movimiento. Todos los personajes de esta historia pertenecen al mundo de la naturaleza y todos ellos se mueven, giran, juegan, cantan y bailan con el viento. Se pretende introducir al pequeño gran espectador en el respeto hacia el medio ambiente y el acercamientoa un a energía renovable y no contaminante como es el viento".



Fotos de la función.

Para terminar pongo una imagen del viento solar, la cual me ha parecido bastante curiosa.